newsletter_banner

TESTIMONIOS EN EL DESCANSO DE TU ALMUERZO

En cuanto a mí, que bueno es estar cerca de Dios. Hice al Señor mi refugio y a todos les contaré las maravillas que haces. Salmo 73:28


“Mi esposo y yo estuvimos separados y divorciados por muchos, muchos años. Mientras el estuvo fuera, yo me paré y esperé y oré por el. Hemos vuelto juntos por muchos años y nuestro matrimonio es maravilloso.” (Georgia)


Eres el Dios de grandes maravillas; demuestras tu asombroso poder entre las naciones. Salmo 77:14


“Yo he estado parada por la restauración de mi matrimonio. Ha sido un gran reto por tiempos, especialmente cuando no hay indicación de lo que está pasando del otro lado. Comoquiera, no he dejado de orar, ayunar y mantenerme en la Palabra. He usado este tiempo para trabajar en mi y desarrollar una relación cercana con el Señor. Yo puedo decir que aunque yo soy aún, un trabajo en proceso, puedo ver y sentir cambios en mi y otros han notado y comentado de estos cambios también. Además, en los últimos pocos meses, cosas positivas han transpirado entre mi esposo y yo. El enemigo trata de atacarme diariamente pero yo lo golpeo con la Palabra de Dios y el huye. Cada día yo oro para ser la mujer, esposa y madre de Proverbios 31, para lo que yo fui diseñada a ser. Yo confío en Dios y estoy parada en Su Palabra y promesas…mi ‘de repente’ está llegando.” (Georgia)


Así que humíllense delante de Dios, resistan al diablo, y el huirá de ustedes. Santiago 4:7


“Yo he estado parada por mi matrimonio hace varios meses. He rehusado llenar el divorcio, y mi esposo ha dicho una y otra vez que el lo va a hacer. Ya han pasado unos meses y aún no hay papeles. ¡ALABADO SEA EL SENOR! Yo sé que Dios está trabajando y siguiendo a mi esposo y yo tengo fe de que no va a haber divorcio y la restauración va a ser completa en los reinos celestiales. ¡Yo lo declaro, clamo y lo declaro hecho en el nombre de Jesús!” (Tennessee)


“El devocional, ‘El Tiempo de Dios: A Tiempo o Tarde,’ realmente me habló. Haber estado casada con un ateo tiene sus propios sets de retos – y luchando por un matrimonio donde un amante esposo se va debido, no a pecado, pero circunstancias relacionadas a dinero o trabajos y problemas de inmigración o ‘fe’ o diferencia de edad, puede hacer las cosas muy complicadas. Yo comoquiera quería compartir esto, mientas estoy parada por mi matrimonio con un alegado ateo, herido por la religión, el Señor no sólo ha prometido restauración, sino que ha ido tan lejos como a darme el nombre de nuestro futuro ministerio para el Señor. ¡Ese es nuestro Dios! ¡Yo no sé COMO, o CUANDO, sólo que DIOS PUEDE!” (Africa del Sur)


“Yo no aparecí en la corte como fue pautado. Gracias a RMM y a todo el mundo por sus oraciones. Dios está cuidando de mi. Jehová Gamola, yo te reverencio por siempre. Tú eres el Elyon, el Más Alto Dios. ¿Hay algo demasiado difícil para Ti? Yo voy a alabarte con cada suspiro que tome.” (Jamaica)


“Este camino no es fácil y ahora me doy cuenta porqué muchas personas quieren rendirse. Bob ha hablado acerca de Charlyne Consistente y yo pude darme cuenta de lo difícil que es el yo poder hacer eso. Dios me ha mostrado que el resentimiento y la ira estaban aún en mi corazón. Ha tomado algún tiempo, pero se lo he entregado a Dios. Puedo hablar con mi esposo y sentir que es fácil y mostrarle a él, el amor de Dios. Ahora el diablo aún trata, la palabra clave aquí es, TRATA, pero yo estoy armada. Yo voy al Señor en oración, leo mi Biblia o pongo música Cristiana y alabo y adoro a mi Señor. Es bastante asombroso cómo, cuando tu foco es cambiado a alabar y adorar al Señor, esos pensamientos que el demonio pone en tu mente son insignificantes. Yo le doy a Dios la gloria y el honor en lo que El está haciendo en mi vida y yo sé que la reconstrucción de mi matrimonio y mi familia está llegando. ¡Nunca se rindan!” (Missouri)


Por lo tanto, pónganse todas las piezas de la armadura de Dios, para poder resistir al enemigo en el tiempo del mal. Así, después de la batalla, podrán permanecer de pie, firmes. Efesios 6:13 (NLT)


“¡Alabado sea el Señor! Yo estaba teniendo un día triste y estaba pensando si realmente iba a continuar mi parada. Yo le pedí a Dios una señal, y ay que si El respondió. Y no de la manera que yo esperaba. Recibí una llamada de mi pródigo, pero el no habló. Inmediatamente después, recibí un mensaje de texto de el y los mensajes procedían de el estando muy airado. Yo no podía entender porqué en ese momento, pero no reaccioné como acostumbraba antes. Yo continué diciéndole que nunca me iba a rendir en estar parada y esperándolo a el. Después de una hora que terminaron los mensajes recibí una llamada de un numero que yo desconocía. Era mi esposo y el dice que el ‘perdió’ su teléfono. La OM había tomado su teléfono y era la que había estado enviándome mensajes de texto a mí. Tuvimos un día maravilloso al día siguiente. Mi esposo notó que yo no reaccionaba como lo hacía antes. ¡Sólo Dios!” (Carolina del Norte)


“Dios ha abierto las líneas de comunicación con mi esposa. Han pasado varias semanas en las que hemos estado teniendo conversaciones maravillosas. Ella ha estado hablando sobre nosotros trabajando en nuestro matrimonio y aguantó el divorcio. ¡Sólo Dios puede hacer esto! Ella ha estado durmiendo en nuestra casa algunas veces pero me dice que necesita ir despacio y hacer pasos de bebé. Por favor manténganse confiando y creyendo. Las circunstancias significan nada. Fijen sus ojos en lo que no se ve, no en lo que se ve. Lo que no se ve es eterno. Alabado sea Dios, Dios es bueno. Pero yo confío en tu amor inagotable; me alegraré porque me has rescatado. Cantaré al Señor porque el es bueno conmigo. Salmo 13:5-6.” (Nueva York)


“Yo terminé de leer los Testimonios Sabatinos y leí que unas de las standers le pidió al Señor que , ‘si El quería que ella continuara su parada, que enviara a su esposo a casa sólo a hablar.’ Yo pensé, yo desearía… mi esposo y yo no estamos incluso viviendo en el mismo Estado.. Pero, yo envié mi oración corta de cualquier modo, pidiéndole a Dios si El quería que yo siguiera de pie, que por favor mi esposo me enviara un mensaje. Bueno, no pasó una hora cuando miré mi email, y había un mensaje sencillo de mi esposo preguntándome que cómo yo estaba. Fue enviando antes de que yo siquiera hubiese hecho la oración de petición, lo que me recordó a Isaías 65:24 ¡Alabado sea Dios! El se preocupa por nosotros tanto. ¡En ese día yo realmente necesitaba ánimo!” (Nuevo Méjico)


Incluso antes de que me llamen, yo les contestaré; mientras aún ellos estén hablando, yo escucharé. Isaías 65:24 (HCSB)


“Gracias de nuevo por las oraciones para la Cita de Corte. Cada una de ellas fueron escuchadas y contestadas. Gracias a ti, también, por enseñarnos a leer escrituras diariamente. Esto me da ánimo, fuerza, valentía y calma para pasar a través de éstas comparecencias y cada reto. Más importantemente, he aprendido a conocer al Señor y a confiar en El completamente, como las lilas en el campo. ¡Dios bendiga su ministerio para llevarnos a conocer y escuchar al Señor a través de Su Palabra!” (California)


“Mi esposo se divorció de mi hace muchos años y se mudó a muchas horas de distancia lejos de mí. Desde entonces el se ha mudado muchas veces más en muchos más Estados lejos. El se divorció de la OM hace unos años y hemos estado en contacto como amigos por algunos años ya, toda la gloria sea para Dios. Hace unos meses, el dejó su trabajo y se mudó con sus padres para pensar qué es lo que el quiere hacer. La semana pasada el me envió un mensaje de texto diciéndome que había conseguido un nuevo trabajo. ¡Su nuevo trabajo está a menos de una hora de mi y de nuestra casa! El va a estar viviendo en el mismo Estado, y en la misma zona que yo por primera vez en años. Dios lo está acercando a casa. ¡Yo le había orado al Señor para que lo trajera más cerca de casa con un nuevo trabajo y el Señor contestó mi oración! ¡Yo realmente he aprendido que nada es imposible para Dios!” (Indiana)


Escuchen, el brazo del Señor no es demasiado débil para salvarlos, ni su oído demasiado sordo para no oír. Isaías 59:1


“¡Yo le doy a Dios gloria, porque Sus promesas son verdad! Yo creo que llegué a un punto – ¡finalmente VEO un cambio en lo natural! Dios ha cambiado mi vida entera al haber pasado un año. ¡Alabado El! Pero nada se estaba poniendo mejor con mi esposo. El me dijo que quería tomar un trabajo que lo iba a transferir fuera del Estado para comenzar de nuevo. Yo le dije a Dios que esto era demasiado. ¡Pero Dios! ¡Mi esposo vino por aquí y ME pidió que me mudara afuera con el si el se transfería! Yo pensaba todo el tiempo que el se quería mudar lejos DE mí. Yo sé que Dios va a intervenir. ¡Para ser continuado!” (Nueva Jersey)


“¡Alabado Dios! Después de varios meses sin contacto, mi esposo me mandó un email ayer… no sólo una vez, ¡sino que nosotros hemos estado dialogando por mensajes, yendo sobre el curso de horas! Yo me había estado sintiendo sola y comenzando a cuestionar mi parada. Y sé lo que Dios me ha prometido pero esto parece tan imposible. Dios sí manda agua en el desierto y aunque sólo fue una conversación amistosa con un viejo amigo, ¡esto me dio alguna esperanza de que Dios está trabajando en el otro lado de la montaña! Isaías 9:1 (NCV) – Sin embargo, ese tiempo de oscuridad y desesperación no durará para siempre.(California)


“Malas noticias de la corte llegaron al mail acerca del divorcio. Yo me sentí mal por mí y decidí derrochar y cocinar una cena de carne de res agradable para mí. En vez, mi vecina, se preocupó por mí, y me trajo cena. Dos días más tarde mi esposo me sorprendió y se paró aquí en su camino del trabajo a su casa. El quería pasarse el día conmigo así que me puse a prepararle a EL la carne y también sus galleticas favoritas. Cuando el dio las gracias, el oró por nuestro matrimonio y dijo que no había dejado de asistir una sola vez a la iglesia. El me dijo que quería reconciliarse pero que el aún no había desestimado el divorcio. Yo estoy determinada a continuar parada aunque no soy ciega al enemigo quien va a tratar de colarse. Esta es una pequeña victoria. Estar de pie es duro pero yo me encuentro a mí misma enamorándome de Jesús de nuevo otra vez. Gracias por sus continuas oraciones.” (Florida)


“Desde el principio del año, he estado en la Palabra diariamente, incluyendo escrituras en oraciones como Charlyne ha sugerido. El verso que el Señor me dio en mi parada es Jeremías 24:6-7. He hecho algunos ayunos (esto es nuevo para mi) y he hecho mi mayor esfuerzo en buscar la voluntad de Dios mientras trabajo en mi misma. Aunque el divorcio finalizó el año pasado, yo he sentido a Dios sugerirme que no me rinda, que me mantenga orando y creyendo que El va a restaurar. Dios me ha dado el deseo de compartir mi esperanza confiada con otros de mi situación, en el trabajo vía nuestra página de oración de la compañía y también a enseñar a mujeres jóvenes de mi iglesia lo que significa ser el tipo de mujer de Proverbios 31. Yo no he visto un cambio en mis circunstancias pero siento la seguridad de que mi ‘de repente’ va a ser pronto. Orando por lo imposible por mi matrimonio y por el de ustedes – nada es imposible para Dios.” (Tennessee)


“Velaré por ellos, los cuidaré y los traeré de regreso a este lugar. Los edificaré y no los derribaré. Los plantaré y no los desarraigaré. Les daré un corazón que me reconozcan como el Señor. Ellos serán mi pueblo y yo seré su Dios, porque se volverán a mi de todo corazón.” Jeremías 24:6-7


“Yo he estado parada por algunos años y quería rendirme. Mi esposo se mudó a otro Estado para estar con la OM hace unos meses y el no se comunica conmigo a menos que yo lo contacte a el primero. Yo había orado y ayunado muchas veces pero nada parecía cambiar. Yo he estado orando este último mes para que Dios incrementara nuestra comunicación y para hacer que mi esposo me llamara o me enviara un mensaje de texto primero porque el estuviera pensando en mi. Esta mañana Dios contestó mis oraciones y mi esposo llamó. El podrá verme la semana próxima si su trabajo lo manda por mi área. El dijo que quería verme. Yo le estoy dando las gracias a Dios por escuchar mis oraciones y por responderlas. Aunque la espera puede ser dura y el enemigo quiere que nosotros desistamos, necesitamos mantenernos enfocados y presionando con la jornada de nuestra restauración. Dios me dio Ezequiel 37:4-6 para sostenerme. ¡El puede soplar aliento de vida en nuestros matrimonios!” (California)


“Esto es lo que dice el Señor Soberano: ¡Mira! Voy a poner aliento dentro de ustedes y haré que vuelvan a vivir. Les pondré carne y músculos y los recubriré con piel. Pondré aliento en ustedes y revivirán. Entonces sabrán que yo soy el Señor.” Ezequiel 37:4-6 (NLT)


“Yo era originalmente la pródigo, y ahora soy la stander. Yo abandoné a mi esposo. Pero en vez de usar el tiempo de separación para tratar y arreglarnos, o para encontrar sanidad para nuestro matrimonio, yo me mudé con otro hombre. Después de haber estado con el otro hombre por algún tiempo, mientras mi esposo me rogaba que regresara, yo comencé a sentirme cerca de mi esposo. Desafortunadamente, para este tiempo el había encontrado a alguien más también. Así que ahora yo estoy parada. Estoy ayunando y orando. El me ha expresado que el quiere que reunamos a nuestra familia, pero que el se siente desgarrado. Por lo general, yo soy una persona muy alegre, luchadora y tenaz, pero el Señor está trabajando en mi para tener un espíritu gentil durante este tiempo, y para dejarlo a El hacer el trabajo sin mi supervisión. Yo estoy orando y de pie. Creyendo que Dios nos va a sanar a nosotros individualmente, como esposos, y como familia con nuestros hijos. Yo estoy tan agradecida por el apoyo y el ánimo aquí.” (Alabama)


“Yo sólo quiero alabar a Dios. Hace un año yo estaba recibiendo los papeles del divorcio y el futuro se veía oscuro. Hoy estamos divorciados, pero Dios ha abierto la puerta de la comunicación al nosotros estarnos enviarnos mensajes de texto, y abrazos y besos son bienvenidos. Qué Dios tan grande nosotros servimos. Yo oré por este tipo de comunicación y se veía sin esperanza el año pasado. Pero Dios escucha nuestras oraciones y es fiel. El me dio Isaías 43:13 el año pasado.” (Florida)


“Sí, desde la eternidad y hasta la eternidad yo soy Dios. No hay quien pueda arrebatar a nadie de mi mano. Cuando yo actúo, ¿quién puede revertirlo?” Isaías 43:13

Dios los bendiga,

Charlyne Steinkamp

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Posted in A Charlyne Le Importa

Recibe via e-mail el Devocionario Diario – A Charlyne Le Importa

Rejoice Marriag Ministries Home Page
 
Contribute
 
Hiding God's Word In Your Heart
 
Fight For Your Marriage Podcast
 
Forgive Them
 
Charlyne Cares for Kids
 
The Chapel
 
Restored Marriages
 
Conference Calls
 
Standing Firm
 
Testimonies

Share this: