newsletter_banner

Sábado, 9 de Enero del 2016
TESTIMONIOS SABATINOS
 
“Que tu glorioso nombre sea alabado, que sea exaltado por sobre toda bendición y alabanza. Sólo tu eres el Señor. Tú hiciste el firmamento, los cielos y todas las estrellas. Hiciste la tierra, los mares y todo lo que hay en ellos. Tú los preservas a todos y los ángeles del cielo te adoran.  Nehemías 9:5-6

“Yo sólo quería parar por aquí y decir gracias a ti por ambos testimonios, el de los Sábados y Los Testimonios En El Descanso De Tu Almuerzo. Mi esposo y yo tuvimos un divorcio y con todos los problemas que hemos estado teniendo, yo nunca pensé que nos volveríamos a casar en menos de un año más tarde. Me había dicho mi compañera de trabajo que chequeara a RMM, y, después de varias luchas internas, lo hice. Después de leer  varios testimonios, decidí que era tiempo para mi de pararme. No muy tarde después de estar parada, mi esposo me dijo que el quería que yo cambiara mi apellido de vuelta y tres días más tarde nos casamos. Gracias a ti tanto por tus palabras de ánimo y parada fuerte.  Tu de repente puede y va a estar alrededor al doblar.”  (Missouri)

“Vendrán a su tierra y entonarán canciones de alegría en las alturas de Jerusalén. Estarán radiantes debido a los buenos regalos del Señor; abundancia de grano, vino nuevo y aceite de oliva, y los rebaños y manadas saludables. Su vida será como un jardín bien regado y desaparecerán todas sus tristezas. Las jóvenes danzarán de alegría, y los hombres, jóvenes y viejos se unirán a la celebración. Convertiré su duelo en alegría. Los consolaré y cambiaré su aflicción en regocijo.”  Jeremías 31:12-13

“¡Nuestro Dios es asombroso! Yo le doy las gracias al Señor por darme la fuerza para pararme por mi matrimonio. Yo invité a mi esposo para la cena de Nochebuena. El tenía otros planes, dijo gracias y que el me dejaría saber más tarde. En el día de Nochebuena, en la Misa, el sacerdote dijo, ‘ No sean como Zacarías quien dudó del ángel; esperen sin dudar.’ ¡Aquellas palabras fueron para mi! Exactamente a las 3 pm (para nosotros los católicos esta es una Hora de Divina Misericordia), mi esposo llegó y se fue un tiempo más tarde, diciendo que el no vendría a la cena. Yo le dije a mis hijos que yo estaba confiando que el regresaría porque fue la misericordia de Dios que lo trajo a las 3 pm. Mi esposo sí cenó con nosotros, trajo regalos para nuestros hijos y le encantaron los regalos que le dimos a él. Dios es fiel. ¡Nada es imposible para El! ¡Cree, mantente confiando en Dios y nunca te rindas! ¡Mi de repente está cerca! ¡AES!”  (Florida)

“¡Toda la gloria sea para Dios! Ayer yo estaba verdaderamente triste así que oré y le pedí a Dios que mi esposo de convenio me dijera ‘Te amo.” ¡Yo no obtuve eso, en vez yo recibí 18 rosas rojas y blancas en mi trabajo de él! Yo le mandé un mensaje de texto dándole las gracias y que ellas trajeron alegría  a mi día con una carita feliz soplando un beso y el envió uno de vuelta. Yo veo el trabajo de Dios en nosotros cada día. El Señor está haciendo una cosa nueva. (Isaías 43:19) Mi esposo de convenio no hubiese hecho eso antes. Dios ha puesto Su amor en nosotros para amarnos el uno al otro. 2 Corintios 1:22. Que todos los pródigos regresen a sus casas de repente, en el nombre de Jesús.”  (Georgia)

Es Dios que nos capacita, junto con ustedes, para estar firmes por Cristo. El nos comisionó y nos identificó como suyos al poner al Espíritu Santo en nuestro corazón como un anticipo que garantiza todo lo que el nos prometió.  2 Corintios 1:21-22

“Sólo una corta nota para dejarles saber que desde que me convertí en stander por la restauración de mi matrimonio, Dios ha traído a mi esposa  alrededor y está trabajando en la restauración de mi matrimonio mientras nosotros hablamos. Gracias a ti Regocijo Ministerio Matrimonial por las herramientas y los emails.”  (Arkansas)

“Yo estoy alabando a Dios por proveerme con un trabajo a tiempo completo con beneficios. Yo era una profesora por muchos años, pero me convertí en una ama de casa mamá. Cuando nuestro matrimonio se rompió yo tuve que volver a trabajar. Después de varios años de trabajos a medio tiempo con un salario mínimo, Dios me ha proveído con un trabajo de enseñanza. Yo puedo sentir los cambios que El ha hecho en mi para prepararme para este trabajo. ¡Gracias a Ti Jesús!”  (Georgia)

“Mi esposo no está todavía en casa pero yo sentí que debía compartir mi testimonio de lo que Dios está haciendo en su vida. En el comienzo mi esposo ni siquiera me hubiese escuchado hablar de Dios. Ahora el me da las gracias por mis continuas oraciones y está asombrado de mi fuerza y fe a través de todo esto. Esta Navidad el me dio una tarjeta dándome las gracias por mi ánimo y las cosas que le he ‘hablado de Dios.’ Alabado sea Jesús. El aún está muy distante, ¡pero Dios! El sabía que yo necesitaba una señal de lo que El está haciendo del otro lado y yo sé que Dios no nos va a fallar. Aunque la batalla se encienda, yo sé que Dios va a voltear todas las cosas alrededor para nuestro bien en Su tiempo. Dios me ha dado la promesa que en el 2016 será el año del favor del Señor.  (Isaías 61) Yo oro para que esto sea de ánimo para otros standers como lo han sido sus testimonios para mi. ¡Manténganse parados y creyendo que nada es imposible para Dios! ¡Están todos en mis oraciones por sus de repente!”  (Tennessee)

El Espíritu del Señor Soberano está sobre mí, porque el Señor me ha ungido para llevar buenas noticias a los pobres. Me ha enviado para consolar a los de corazón quebrantado y a proclamar que los cautivos serán liberados y que los prisioneros serán puestos en libertad. El me ha enviado para anunciar a los que se lamentan, que ha llegado el tiempo del favor del Señor junto con el día de la ira de Dios contra sus enemigos. A todos los que se lamentan en Israel les dará una corona de belleza en lugar de cenizas, una gozosa bendición en lugar de luto, una festiva alabanza en lugar de desesperación.  Isaías 61:1-3a

“Yo quiero darle las gracias a Dios por tan maravillosa Navidad con el que es todavía mi esposo-pródigo. ¡El respondió mi oración de que todos asistiéramos al servicio de Nochebuena juntos! Yo le dije a mi esposo que ese era el mejor regalo que el podía darme, aunque el fue a darme muchos otros regalos después. Nosotros pasamos un tiempo maravilloso con nuestros niños disfrutando como una familia también. Dios es muy bueno y siempre nos anima cuando más lo necesitamos.”  (California)

“Mi esposo tiene un problema de drogas y esto le causa el ser muy errático, en la manera en que el expresa sus sentimientos por mi. El decidió dejar las drogas y ha estado llorando por un tiempo pero yo me siento muy bajita por sus constante comportamientos de odio, yo me quité mi anillo de bodas y no podía soportar el pensamiento de el o de tenerlo a el en casa más. En Nochebuena yo comencé a llorar y le dije a Jesús que me hacía falta mi familia. De inmediato desde que yo terminé esa oración mi esposo me envió un mensaje de texto y me pidió venir. El estaba acongojado y por primera vez el admitió su problema de drogas y me dijo que el no se iba a divorciar de mi y me pidió esperar por el para regresar a casa. Yo quiero animar a las personas que piensan que sus esposos  no tienen esperanza que por favor esperen. La gloria de Dios es algo seguro.”  (Texas)

“La restauración es un proceso. Nosotros nos separamos hace algunos años y el año pasado mi esposo de repente se recolocó a 800 millas de distancia de mi y nuestros niños. Nosotros estábamos devastados. Pero ahora me doy cuenta de que Dios había tomado lo que fue malo y lo tornó de vuelta para mi bien. Desde su recolocación  mi esposo ha venido a visitarnos y se ha quedado con nosotros por una semana o dos en cinco ocasiones diferentes a través de este año. El incluso me ha preguntado sobre la posibilidad de reconciliación y consejería Cristiana. El se quedó con nosotros la semana completa de la Navidad  y pasamos un tiempo maravilloso. Dios es bueno. Si mi esposo no se hubiese recolocado no hubiésemos pasado este tiempo juntos. Esto me trajo el recuerdo en el que Bob Steinkamp escribió acerca de mantener una ‘política de puerta abierta.’ Mantente confiando en Dios.”  (Nueva York)

“Pues así como los cielos están más altos que la tierra, así mis caminos están más altos que sus caminos, y mis pensamientos más altos que sus pensamientos.”  Isaías 55:9 (NKJV)

“Yo estoy tan agradecida de que Dios me dirigió y me dio el coraje para llamar a mi pródigo esposo el día de Navidad, y el respondió. El dijo que el quería acercarse, y desearnos feliz Navidad, y sonó sincero. Este fue el milagro de Navidad por el que yo estaba orando ya que nosotros no habíamos vuelto a hablar en meses. Mis amigos, familia y yo hemos estado ayunando y orando la semana de Navidad. Mi esposo raramente se comunica conmigo y actúa muy amargado hacia mi. Comoquiera, Dios me está mostrando que debido a que he escogido perdonar y a pararme firme por nuestro matrimonio, El está trabajando las cosas incluso mientras estamos separados. Yo sé que voy a continuar confiando en el nombre del Señor, incluso cuando Satanás trata de desanimarme y decirme que soy una estúpida por perdonarlo y querer mi matrimonio restaurado. Manténgase confiando, creyendo y sabiendo que Dios está trabajando, peleando y escuchando nuestras oraciones. (Salmo 20:7-9).”  (Carolina del Norte)

Algunas naciones se jactan de sus caballos y sus carros de guerra, pero nosotros nos jactamos en el nombre del Señor nuestro Dios. Esas naciones se derrumbarán y caerán pero nosotros nos levantaremos y estaremos firmes. ¡Da la victoria a nuestro Rey, oh Señor! ¡Responde a nuestro grito de auxilio!  Salmo 20:7-9

“Yo sólo quiero comenzar dándole gracias a Dios porque si no hubiese sido por este proceso que estoy atravesando en mi matrimonio yo no hubiese llegado a RMM y a acercarme a El al tener una ACTUAL relación con El. Por cierto tiempo ahora yo he estado deseando   evadir el proceso de pelea y pararme por mi matrimonio y por eso el proceso ha sido más largo y difícil. Desde que decidí el ‘dejar ir y dejar a Dios,’ todo se ha aclarado mejor. Me he puesto más apasionada acerca de mi parada no sólo por mi matrimonio sino por otros matrimonios también. Alabado sea Dios, después de tanto tiempo, TOZUDAMENTE mi esposo ha decidido venir al servicio del Domingo de la familia conmigo y mi hijo. Todo el mundo estaba tan emocionado de verlo y lo saludaron con tanto amor. ¡El incluso salió a comer con la familia y conmigo! Todo estaba en las manos de Dios, desde el sermón hasta la conversación en el almuerzo. ¡Dios es bueno!  Salmo 37:4 dice: Deléitate en el Señor, y el te dará los deseos de tu corazón. Todo lo que necesitamos es confiar en El!”  (Rhode Island)

“Dios ha sido perfectamente fiel durante este tiempo. No te preocupes en seguir lo que otros te están diciendo que deberías estar haciendo. Sigue a Dios y sólo a El. El ha llevado a mi marido desde completamente abandonarnos a nosotros, a completamente proveer para nosotros; desde no usar su anillo de bodas a ocasionalmente ponérselo; y desde completamente desdeñar de mi a él reírse y hacer bromas conmigo de nuevo. Dios lo está trayendo a casa en Su tiempo. Yo voy a confiar en Sus planes para nosotros. Jeremías 29:11. ¡Mi amado está regresando! Cantar de Salomón 2:8.”  (Missouri)

¡Ay, oigo que viene mi amado! Viene saltando por las montañas, brincando por las colinas.  Cantar de Salomón 2:8

La semana previo a Navidad el enemigo estaba trabajando frenéticamente en convencerme que mi vida entera se estaba desintegrando, y casi tuvo éxito. Yo estaba sin mi hija en Navidad y Año Nuevo, sin trabajo, enfrentando el no tener hogar, mi esposo diciendo que el iba a tomar permanentemente la custodia si pasaba que me quedara en la calle, y un masivo rompimiento con mi familia también. ¡PERO DIOS! El me dio Isaías 7:7 (ESV) Así dice el Señor, esta invasión nunca sucederá, nunca se llevará a cabo.’  ¡Yo tenía tantas dudas y miedos  pero mi Jehová Jireh es el más grande! ¡Yo fui contratada no sólo para un trabajo sino para dos trabajos, inesperadamente con una suma grande de dinero y para el cuidado de mi hija mientras trabajo! Yo sé que vamos a encontrar una casa también. ¡Yo celebré las fiestas con mi Señor y estoy TAN agradecida! Dios intervino de una manera tan grande y yo sé que El está trabajando en el corazón de mi amado pródigo.  Juan 5:25 (NLT).”  (Nueva Jersey)

“Y les aseguro que se acerca el tiempo, de hecho ya ha llegado, cuando los muertos oirán mi voz  –  la voz del Hijo de Dios. Y los que escuchen vivirán.”  Juan 5:25 (NLT)

“Nosotros acabamos de regresar de un viaje de la familia de Navidad al país de origen de  mi esposo.  No habíamos estado así por varios años como una familia y nunca para Navidad. El año pasado mi esposo fue sin nosotros. Pero este año tuvimos un viaje maravilloso lleno de recuerdos felices de mejores días y   disfrutamos la compañía el uno y del otro y de la compañía de nuestros hijos y familia extendida. No estamos donde deberíamos de estar todavía, pero estamos muy lejos de donde estuvimos y debo alabar a Dios. El me introdujo a varias personas – yo no había sido referida  como ‘mi esposa’ por tantas veces en  tantos años. Yo nunca hubiese considerado la posibilidad incluso cuatro meses antes. No sólo eso, la provisión de Dios fue clara desde la planificación y el viaje. Gracias a Ti Señor por Tu fidelidad.”  (Ohio)

“Mi esposo y yo hemos estado bajo el mismo techo hace cierto tiempo ya. Los primeros varios meses estuvieron llenos de peleas y muy dolorosas, pero yo continué orando y ambos tratamos fuertemente de que las cosas funcionaran. Uno de nuestros mayores obstáculos fue un trabajo que el estaba básicamente adorando,  un negocio basado en el alcohol, que realmente le robó su alma, y los ‘amigos’ que lo tornaron en contra de nuestra iglesia. El perdió su trabajo en un seriado de eventos que sólo Dios pudo haber orquestado. El pensó que su vida se había terminado, pero se convirtió en un punto a nuestro favor en nuestro matrimonio.  Nosotros aún tenemos nuestras altas y nuestras bajas, y el no quiere ir a la iglesia, pero el ora con nuestros niños todas las noches. Y yo honestamente me siento amada por el de nuevo, algo que yo casi había resuelto que viviría sin su amor, en orden de hacer la voluntad de Dios al quedarme en nuestro matrimonio. Pero Dios es asombroso y el ha restaurado piezas de nosotros que yo pensé que se habían perdido para siempre.”  (Utah)

En aquel día restauraré la casa caída de David, repararé sus muros dañados. De las ruinas las reedificaré  y restauraré su gloria anterior.  Amos 9:11
Dios te bendiga,

Charlyne Steinkamp
Regocijo Ministerio Matrimonial
Sitio Web del Ministerio  |  Librería  |  Radio 24/7
Donaciones  |  Página Capilla  |  Página Español

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Posted in A Charlyne Le Importa

Recibe via e-mail el Devocionario Diario – A Charlyne Le Importa

Rejoice Marriag Ministries Home Page
 
Contribute
 
Hiding God's Word In Your Heart
 
Fight For Your Marriage Podcast
 
Forgive Them
 
Charlyne Cares for Kids
 
The Chapel
 
Restored Marriages
 
Conference Calls
 
Standing Firm
 
Testimonies

Share this: