newsletter_banner

Martes, 1 de Noviembre del 2016
El mensaje de hoy es de Bob, que era un pródigo que regresó a casa y se volvió a casar a mí por otros 23 años antes de que el Señor se lo llevó al cielo. Bob escribió 19 libros desde la perspectiva del pródigo durante más de dos décadas después de nuestro divorcio y segundas nupcias. – Charlyne

INCENDIOS FORESTALES Y ÁRBOLES DE FAMILIA
 
Toda la tierra reconocerá al Señor y regresará a él; todas las familias de las naciones se inclinarán ante él.  Pues el poder de la realeza pertenece al Señor; él gobierna a todas las naciones. A los que aún no han nacido les contarán de sus actos de justicia; ellos oirán de todo lo que él ha hecho.  Salmos 22:27, 28, 31
 
Nuestro hijo más joven, Tom, y su esposa Kathleen, con la joven Samantha, usaban vivir a una calle de nosotros, en la casa que había sido de mis padres por muchos años antes de sus muertes. Durante el proceso de programar la habitación de su bebé hace unos pocos años, Tom y Kathleen descubrieron una caja grande de mis padres con fotos viejas que habían sidoo pasadas por alto. Yo pasé horas a través de la caja, y con lágrimas brotando. Hoy yo te invito a subirte en el árbol de la familia conmigo.
 
Hubiese sido una tremenda pérdida que esas fotos hubiesen sido tiradas fuera. Yo soy la única persona en la rama de la familia en la Florida que ha reconocido uno de esos clásicos. Había fotos de mis tatarabuelos, Pop y Bertha. Yo vi la casa de verano de mi tía y tío en Moon Lake, Mississippi, (Sí, ese es realmente el nombre de la pequeña ciudad). Una foto formal de mi tátara tío y su esposa citándose en los 1800’s. Ahora yo tengo el primer grado de fotos de clases laminado con la foto de las notas de las primeras clases de mi papá en los 1920’s.
 
¿Qué hubiese pasado con la caja de tesoros de la familia si yo me hubiese ido y casado con alguien más, en vez de regresar con Charlyne? Yo sospecho que hubiesen sido botados. Charlyne no hubiese conocido muchas de las personas en las fotos, y si hubiese habido un nuevo esposo para mi esposa, el no hubiese querido mantener fotos viejas de ella y de la familia de su primer esposo. Una enorme cantidad de memorias hubiesen sido cortadas de mi árbol familiar.
 
Esto puede ser demostrado por una foto. Esta foto muestra a mi ahora-difunto Abuelo Lee y Margie. Ella es la mujer por la cual el abandonó a mi abuela para casarse. Margie debe haber tenido su familia, pero yo no tengo idea donde están ellos ahora, así que esta foto jamás le va a llegar. A propósito, mi abuelo finalmente se arrepintió por lo que el había hecho, llorando sobre el ataúd en el cementerio, rogándole a sus hijas que lo perdonaran, con Margie parada torpemente en el fondo.
 
Otra foto demuestra la fuerza del árbol de la familia. Esta fue de “Bobby” Steinkamp en una clásica pose en el 1950 sobre la espalda de un pequeño pony. Charlyne y yo supimos a quien se parecía la foto, pero nosotros todavía estamos sorprendidos de la insistencia de nuestro nieto, “¡Ese soy yo, Abuelo!” Yo dudo que Charlyne nunca hubiese encontrado a un padrastro abuelo para Ryan que se pareciera a el.
 
¿Ves tú lo que yo? Mi estancia aquí para nuestros siete nietos está fortaleciendo nuestro árbol familiar. En el 1985, yo intenté podar el árbol cuando Charlyne y yo nos divorciamos. Yo le doy las gracias a Dios porque volvieron a crecer los miembros amputados del árbol de la familia más fuertes que nunca.
 
Los abuelos son a menudo las ramas más importantes de los árboles familiares. Mi abuelo Lee, a quien yo admiraba tanto, me decepcionó. Mis nietos se fijan en mi. ¿Te das cuenta que esto representa cinco generaciones? ¿Puedes ver que la epidemia de divorcios se están regando como el fuego? Cuando no se hacen esfuerzos para apagar el fuego, los árboles familiares están siendo destruidos. La sociedad está experimentando incendios forestales de árboles familiares.
 
Charlyne y yo estamos profundamente cargados sobre la familia. ¿Puedes visualizar que la próxima generación, y sus niños, se van a parar en frente de sus cajas de fotos viejas familiares, si ellos siquiera no pueden encontrar, y no tienen una clave de que personas son esas? Nosotros sabemos de niños de standers que ni siquiera conocen a sus abuelos. Las tías y los tíos, primos y suegros no son parte de su herencia.
 
¿Quiénes van a ser los líderes de nuestras iglesias, nuestros gobernantes, nuestra sociedad, en cientos de años desde ahora? Si nosotros no detenemos el divorcio en esta generación, futuras generaciones van a ser guiadas por personas sin árboles familiares; personas sin la estabilidad y la profunda necesidad de soportar. Nuestra familia está lejos de ser perfecta, y hay unas pocas ramas del árbol familiar que no nos atrevemos a aventurar muy lejos, pero alabado Dios, nosotros somos una familia.
 
Charlyne y yo vamos a hacer nuestra parte para mantener los árboles familiares intactos al animarte en cada camino que el Señor nos guíe para que nosotros hagamos, pero la pelota está de tu lado. ¿Estás deseando pararte con Dios por tu matrimonio para ser restaurado, para fortalecer tu árbol familiar, o deseas rendirte, olvidando la rama que las tormentas de la vida han roto temporalmente? ¿Estás deseando agarrarte del árbol familiar de alguien más a través de otro matrimonio? Nosotros todos sabemos que la mayoría de esos agarres no duran para toda la vida.
 
En adición a continuar parado fuerte, te pido algunas cosas. Primero, escala cierto árbol familiar con tu familia. Ayúdalos a aprender sobre su familia extendida. Segundo, recuerda que las familias son para siempre. Por encima de esto, mantén la maleza del pecado arrancado para que el árbol de tu familia no se queme.
 
Por favor ora hoy, y cada día para que el Espíritu Santo toque a tu cónyuge pródigo, para que le dé a tu árbol de familia una dosis de “Abono Milagroso,” al llevar al que tú amas, al arrepentimiento a Dios, y para regresar a casa a su familia herida. El Señor Dios hace renacer ramas rotas. Esto es un milagro que ayuda a las familias a crecer fuertes en el Señor, con cada miembro sirviéndole a El y dándole seguridad de vida eterna.
 

“Todos los árboles sabrán que soy yo, el Señor, quien tala el árbol alto y hace crecer alto el árbol pequeño. Soy yo quien hace secar el árbol verde y le da vida al árbol seco. ¡Yo el Señor, he hablado y cumpliré lo que he dicho!”  Ezequiel 17:24
Porque El vive,

Bob Steinkamp
Regocijo Ministerio Matrimonial
Sitio Web del Ministerio  |  Librería  |  Radio 24/7
Donaciones  |  Página Capilla  |  Página Español

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Posted in A Charlyne Le Importa

Recibe via e-mail el Devocionario Diario – A Charlyne Le Importa

Rejoice Marriag Ministries Home Page
 
Contribute
 
Hiding God's Word In Your Heart
 
Fight For Your Marriage Podcast
 
Forgive Them
 
Charlyne Cares for Kids
 
The Chapel
 
Restored Marriages
 
Conference Calls
 
Standing Firm
 
Testimonies

Share this: